¿En qué consiste la metodología Kaizen?

en-que-consiste-la-metolodogia-kaizen-1920

La metodología Kaizen se inspira en la filosofía japonesa y básicamente es una forma de trabajar en equipo de modo sencillo, eficaz y provechoso. Para ponerla en práctica hay que saber sus fundamentos.

Nadie dije que trabajar en equipo sea fácil, pero sin duda es un punto clave en casi cualquier empresa con personalidades y perfiles muy distintos. La buena comunicación y fluidez en la resolución de conflictos son dos de los aspectos más importantes. Para ello habrá que respectar las opiniones de los demás, tener una actitud positiva, ser flexible y sincero sobre las necesidades y los retos de la compañía.

Principios

Según las bases Kaizen se debe:

  • Involucrar a todas las personas de la organización.
  • Trabajar juntos para mejorar.
  • No realizar grandes inversiones de capital.

El planteamiento de la metodología Kaizen es facilitar el interés del grupo sobre el individual sacando lo mejor de cada miembro del equipo. Mediante la realización de eventos o reuniones que se hacen periódicamente las personas de las diferentes áreas participan de la compañía.

Ejemplos

Algunas de las situaciones en las que se puede llevar a cabo la metodología Kaizen son:

  • Ante un problema de calidad.
  • Para mejorar la distribución de áreas.
  • Para reducir tiempos de preparación.
  • Para mejorar el orden y limpieza.
  • Con el objetivo de hacer eficientes el uso de los equipos.

Pasos

1.- Establecer el objetivo a conseguir.

2.- Formar un equipo e incluir personal en contacto directo con el proceso.

3.- Analizar el problema apuntando cada integrante todo lo que se le ocurra para la mejora.

4.- Realizar una tormenta de ideas en equipo.

A la hora de clasificar las ideas que salgan es recomendable seguir estas cuatro variables:

Clase A: Mucha repercusión y poco esfuerzo.

Clase B: Poca repercusión y poco esfuerzo.

Clase C: Mucha repercusión y mucho esfuerzo.

Descartadas: Poca incidencia y mucho esfuerzo.

Las ideas del tipo A se implementará de forma inmediata, las de tipo B se valorará si merece la pena y las de tipo C se planificarán valorando el esfuerzo e inversión necesarios.

Fuente: TICbeat